Carnaval

El término carnaval proviene del latín  carnelevarium ("quitar la carne") haciendo referencia  a la prohibición religiosa de consumir carne durante los cuarenta días que dura la cuaresma.

El carnaval es una de las fiestas populares de mayor tradición en la historia de la humanidad. Su celebración tiene su origen  en los rituales paganos a el Dios del vino,  Baco, en los festines que se realizaban en honor al buey Apis en Egipto; o en las "saturnalias" romanas, en honor al dios Saturno.

A través del tiempo, el carnaval fue adoptado por los pueblos de tradición cristiana, En nuestros días, el carnaval se encuentra muy arraigado a la celebración popular, alejándose de su significado religioso.

 Hoy esta expresión popular se festeja en distintas partes del mundo, haciendo que los escenarios donde se  celebran  atraigan a miles de turistas  para vibrar, sentir,  y cantar con el paso de las comparsas. Así, por ejemplo, el Carnaval de Río de Janeiro en Brasil, el de Gualeguaychú en nuestro país, de Oruro en Bolivia, el de Venecia en Italia, se encargan de trasmitir los estadios de felicidad que los caracterizan, haciendo que participantes y espectadores se contagien con el intenso  ritmo de las "batucadas", disfrutando de un espectáculo lleno de música, luz ,brillo,  y sonido.